Antonio Muñoz descarta una Semana Santa por avenidas anchas

Tras dos años sin Semana Santa todo apunta a que las Hermandades podrán disfrutar de una estación de penitencia tranquila
Fotografía ABC: Hermandad de Pasión en su salida en el Salvador.

Este 2022 no ha empezado de la mejor manera posible y no tiene pinta de que vaya a mejorar en estos momentos. Tras casi dos años de pandemia, los contagios siguen subiendo y en España se han notificado un total de 7.771.367 casos confirmados de COVID-19 y 90.508 fallecidos. La primera prueba de que no empezó de la mejor forma fue el cambio de recorrido en la Cabalgata de Los Reyes Magos de Sevilla, donde se optó por recorrer avenidas más amplias y evitar así tantas aglomeraciones. La idea no funcionó debido a que en ciertas zonas como Torneo, el desfile se quedaba desierto al no ser un lugar muy concurrido.

¿Semana Santa?

A día de hoy, la ciudad entera de Sevilla se hace la misma pregunta: ¿Qué pasará con la Semana Santa?¿Adoptarán las mismas medidas? Antonio Muñoz, alcalde de Sevilla, ha calificado como “bastante complicado” el simple hecho de cambiar el recorrido de las cofradías sevillanas en una entrevista concedida a Canal Sur Radio. La declaración surgió para responder a la propuesta de repetir la misma idea que se tuvo en la Cabalgata, emitida por Juan Marín, vicepresidente de la Junta de Andalucía. El alcalde de Sevilla entiende que por mucho que “el fin de estas alteraciones es evitar las aglomeraciones que provoquen contagios de COVID”, el cambio de recorrido evitando el centro de la ciudad sería perjudicial para todos. La finalidad de las hermandades es realizar la estación de penitencia a la Santísima Iglesia Catedral por lo que, al estar situada en el centro geográfico de la ciudad, hace todavía más complicado que funcione la propuesta.

En la entrevista también ha tenido tiempo para hablar sobre la Feria de Abril que, como todos hemos visto, ya han comenzado a montarla. El regidor no se imagina una Feria diferente a la que todos conocemos y apunta que “Cualquier otra cosa sería una mala copia”. 

Fotografía el País: La Semana Santa de Sevilla abarrotada de gente disfrutando.

Obviamente no hay nada claro todavía porque todo dependerá de la evolución de la pandemia, pero el alcalde se encuentra optimista ante la posibilidad de poder celebrar ambas fiestas este año: ”Pienso que el escenario tiene que ser terriblemente negro como para suspender”.