OPINIÓN: El buen sabor se sienta a la mesa

0
462

Sevilla se ha ido haciendo muy fuerte en el ámbito gastronómico. Existe una gran variedad de cafeterías, restaurantes, bares… pero el formato más usado es, sin duda, la comida en tapas o montaditos. En cualquier punto de Sevilla se puede disfrutar de un buen "pescaito" frito o una sabrosa tortilla de patatas… al igual que la comida moderna. 

El centro es una buena opción para disfrutar de todo lo que nos ofrece la ciudad, no solo una comida de calidad, sino, también, unas vistas y ambiente difícil de igualar.

Entre la Plaza San Francisco y la Catedral, en una mítica calle de adoquines (calle Hernando Colón, 8) se encuentra un bar con un toque especial: Ovejas Negras. Uno de los componentes de la gran cadena de restauración, Ovejas Negras Company. Una cocina cuidada y variada, rápida en su servicio. Se ha hecho un importante hueco entre grandes bares y restaurantes sevillanos. Podemos encontrar desde la típica ensaladilla hasta platos donde se deja ver la creatividad e imaginación de los cocineros de este local.

Ovejas Negras Company, además, tiene cuatro restaurantes más repartidos por el centro y sus alrededores: Tata Pila, en la calle Julio César 14; Mamarracha, en la calle Hernando Colón 1 y 3; La Chunga, en la calle Arjona 13; y por último, su nueva apertura que está arrasando en Sevilla, Torres y García, un espacio rural y familiar donde deleitarse de una maravillosa velada acompañada de amigos y familiares. Todos los locales, además de otros sevillanos están decorados por la empresa Decoración Vintage.

chocos

Chocos fritos con mayo de adobo sevillano

gyozas

Gyozas de pollo y verduras

bruscheta

Bruscheta Tartufatta

Un sitio encantador, donde el personal es amable y eficaz. Suele haber lista de espera, pero este es uno de sus encantos, ya que todos quieren probarlo.

Etiquetasgastronomía