El Betis sale victorioso de Budapest

Fekir, Wingo en propia puerta y Tello certifican un buen triunfo en tierras húngaras
0
142
Jugadores del Betis celebrando el gol de Tello. | Fuente: Twitter del Real Betis Balompié
Jugadores del Betis celebrando el gol de Tello. | Fuente: Twitter del Real Betis Balompié

El Betis de Pellegrini no defraudó. Este es un equipo claramente de autor, donde la firma del Ingeniero está presente siempre. Sólidos, competitivos y cumplidores son las palabras que mejor definen al conjunto verdiblanco en estos momentos. 

Segundo triunfo en Europa y tercero consecutivo. Con esta victoria ya suma 6 puntos y lidera el grupo G con el Bayer Leverkusen, que goleó 0-4 al Celtic. El siguiente rival será el equipo alemán, con el cual se jugarán el billete directo a octavos, primero en el Villamarín y una semana más tarde en el BayArena.

El XI inicial no decepcionó, hasta 9 cambios respecto al último partido. Pero como todos tienen ritmo competitivo, no hay prácticamente diferencias entre un once titular y uno suplente. Solo repetían Fekir y Pezzella respecto al partido del Getafe. Rui Silva, Joaquín, Bartra y Paul volvían a la titularidad tras muchos partidos sin tener ese rol. Por su parte, el Ferencvárosi introducía dos cambios, Vecsei y Botka en lugar de Loncar y Nguen

El partido comenzó con el equipo magiar queriendo dominar la pelota y sacando el balón desde atrás sin rifar la pelota, queriendo ser el protagonista del peso del partido. El Betis se mantenía firme y sin apuros en el campo. Simplemente esperando a que la presión alta surtiera efecto y se diluyera el buen inicio del Ferencvárosi. Y así fue, el conjunto de Peter Stoger dio un paso atrás por el buen hacer Bético, y esperaban ya replegados para montar algún contragolpe. 

La primera que tuvo el Betis la mandó a guardar. Minuto 16, Guardado envió un pase cruzado a la banda de Rodri, el de Talayuela la puso y Fekir en dos toques perforó la portería de Dibusz, imposible para el arquero húngaro. El gol provocó que el Betis se sintiera más cómodo con la pelota, y el Ferencvárosi casi sin generar peligro. Los de Pellegrini incluso pudieron ampliar la ventaja gracias a un cabezazo del centrocampista mexicano, pero el balón lo repelió bien el portero.

En los últimos compases de la primera mitad el Betis se relajó y lo pagó caro. Un error grosero de Pezzella en salida de balón provocó un mano a mano de Uzuni con Rui Silva, el extremo albanés batió por alto al meta luso que poco pudo hacer. Se llegó al descanso con una sensación agridulce, porque el conjunto húngaro no había hecho nada del otro mundo y había logrado empatar el partido. Sin embargo, el Betis no daba mucha sensación de peligro, pero era palpable que si metían una marcha más podían meter el segundo.

Nabil Fekir anotó el tanto inicial para el Betis. | Fuente: Tamas Kovacs / EFE

Nabil Fekir anotó el tanto inicial para el Betis. | Fuente: Tamas Kovacs / EFE

La situación no cambió demasiado tras el paso por los vestuarios. Un Betis serio pero contemplativo dejó que el Ferencvárosi se adueñara del partido. El equipo dirigido por Stoger buscaba ser más incisivo y vertical para intentar lograr el gol que desequilibrara la balanza. Esto no le gustó a Pellegrini, que movió ficha con la entrada de Guido, Willian José y Tello para cambiarle la cara al equipo. Hubo un conato de reacción bética con ocasiones de Guardado y Bartra, pero también hubo alguna ocasión para el equipo húngaro. La principal arma ofensiva del conjunto de la capital de Hungría eran los centros laterales, pero no crearon demasiado peligro sobre la portería bética.

El partido seguía atascado para los verdiblancos, hoy de azul, y en estos casos el mejor aliado es la estrategia. Faltaba un cuarto de hora para que se acabara el partido cuando un córner botado por Fekir acabó en gol. El centro del francés fue desviado por Wingo que se metió en propia portería. La diosa fortuna se alió con el Betis que se merecía ir ganando el partido. Tras el gol no hubo una gran reacción del Ferencvárosi, un equipo que no daba más de sí. Lo intentó con un cabezazo de Samy Mmaee, pero no hubo nada más destacable. 

Cuando el partido agonizaba Tello culminó una jugada por el carril central y batió a la perfección a Dibusz. Era la sentencia para un partido en el que el Betis hizo más mérito para llevarse los 3 puntos de Budapest. Propuso más que su rival y tenía esa ambición desde el minuto uno por llevarse la victoria y así fue. El Real Betis se va de Hungría con una victoria importante en el devenir del grupo y con la cabeza puesta ya en el partido del domingo en la Cerámica.

FICHA TÉCNICA

Ferencváros: Dibusz; Wingo, Botka, Blazic, Samy Mmaee, Civic; Zachariassen (Nguen 61′), Vecsei, Laidouni (Loncar 89′); Uzuni y Ryan Mmaee.

Real Betis: Rui Silva; Montoya, Pezzella, Bartra, Álex Moreno; Paul (Guido Rodríguez 57′), Guardado; Rodri, Fekir, Joaquín (Tello 57′); y Borja Iglesias (Willian José 57′).

Árbitro: Roi Reinshreiber (israelí). Mostró amarilla a Laidouni (87′), Paul (41′), Montoya (59′) y Rodri (79′).

Goles: 0-1 (17′) Fekir; 1-1 (44′) Uzuni; 1-2 (76′) Wingo, en propia puerta; 1-3 (95′) Tello.

Incidencias: Encuentro disputado en el Groupama Arena de Budapest ante unas 20.000 personas.