Un domingo de Rosario glorioso macareno

La Virgen del Rosario de la Macarena salío en la tarde del pasado Domingo por la feligresía en un ambiente de gozo y festivo.
0
618
La Virgen del Rosario, minutos antes de entrar en su basílica

A las seis de la tarde se abrían la puertas de la Basílica de la Esperanza Macarena. La banda de la Centuria Macarena antecedia a la Cruz de Guía diseñada por Rodriguez Ojeda. Homenaje a la salida por parte de la Centuria a su director recientemente fallecido, José Hidalgo, con las marchas “Consolación y Lagrimas” y “En tus manos macarenas”. Poco antes del anochecer, la Virgen del Rosario hacia su salida desde el templo a los sones del Carmen de Salteras.

La Virgen del Rosario lucia saya rosa y manto azul celeste, recientemente restaurado y limpiado por el bordador Jose Antonio Grande de Leon. También se limpio recientemente la corona y ráfaga  que lucía la Señora del Rosario. El paso iba exornado con esquinas de nardos y frisos de calas alrededor de todo el paso.

Primeramente, recorrió  la muralla para llegar a la Plaza del Pumarejo por la calle Aniceto Saenz. El paso comandado por Jose Maria Rojas Marcos se adentro sobre las 21:00 en el punto mas álgido de la procesión, la calle Parras, donde se sucedieron las marchas en una calle exornada con pancartas y banderolas.

Minutos antes de las 22:30 de la noche, con las marchas “Pasa la Macarena” “La Virgen de Sevilla” y “Coronación de la Macarena” la Virgen del Rosario realizo su entrada de nuevo en la basílica tras una procesión festiva y de gozo para todos los hermanos de la Macarena.