Un viaje internacional e histórico por San Valentín

Para los amantes de la historia y el saber, el 14 de febrero podría ser mucho más que un día en el calendario o una fecha en la que revindicar el amor
0
564

Comparte la noticia

El próximo martes 14 de febrero será el día en el que los ramos de rosas y elaboradoipad 2019 hülle mit tastatur und stifthalter Bonnets rugby corner pallone calcio a 11 balenciaga 2017 shoes vans chima ferguson pro 2 port royale black forty two skateboard shop balenciaga 2017 shoes astro a50 ps4 and pc tp link remote control shampoo isdin lambdapil Mexico nike daybreak uomo cheap yeezys golf d detske lyžiarske nohavice 134 140 kilpi predam golf męski zara babyphone mit alexa verbinden s regalos predominen en escaparates y calles como personificación de los propios amantes y románticos empedernidos. 24 horas repletas de amor que darán forma al ansiado San Valentín. Esta ocasión del año no es exclusiva del amor romántico entre parejas, sino también del  cariño de la amistad. Así lo demuestran los nombres con los que se cataloga esta fecha: el Día de los Enamorados o Día del Amor y Amistad, aunque éste último es menos conocido.

Al igual que cada pareja celebra San Valentín de una manera casi personal, hay países que tienen sus propias tradiciones e incluso diferente forma de nombrar este día.

Tradiciones en otros países

En el caso de Finlandia se llama ‘Sobrapäev‘ y  en EstoniaYstävän Paiva‘. En ambos países se otorga especial importancia a la amistad, convirtiéndose en un homenaje a ella. La tradición que Dinamarca y Noruega han conservado a lo largo de los años es regalar ‘Gaekkebrev’. Éstos son pequeños poemas dotados de rimas divertidas que los hombres envían sin autoría a las mujeres. Ellas deberán adivinar el remitente mediante el número de puntos que haya puesto el anónimo dependiendo de las letras que tenga su nombre. Si la mujer acierta gana un huevo de Pascua y si pierde, ella le deberá uno al hombre misterioso.

Gaekkebrev’ // Fuente: Rock The Traveller  

En Inglaterra, la tradición connota esperanza y pude asimilarse a un ritual de atracción. En la víspera de San Valentín, las mujeres solteras colocarán cinco hojas de laurel, una en el centro de la almohada y las restantes en sus esquinas. De esta manera se cree que atraerán a su futuro marido a través de los sueños.

Cerdos. Es la palabra que mejor describe la costumbre alemana. Además de regalar bombones y flores, en Alemania se regala un cerdo, ya sea en miniatura, chocolate o imagen, simulando la suerte y la lujuria. En contraposición a esta arraigada tradición se encuentra Estados Unidos. Su carácter más conservador y cliché como en las pelis se refleja en el fenómeno ‘Be My Valentine’, el cual consiste en intercambiar tarjetas a las personas por las que sientan interés o simplemente quieran demostrar su amistad.

Tradición alemana // Fuente: La República

Si viajamos hasta el este de China encontraremos una tradición que si careciese de algo no sería de paciencia. En Taiwán los hombres regalan bombones a las mujeres y ellas les corresponderán un mes después en el Día Blanco con más bombones y/o detalles. Lo mismo ocurre en Corea del Sur, pero con un diferencia y es que se inventaron un día negro, el 14 de abril. En este Día Negro los solteros que no recibieron regalo alguno se reúnen para comer ‘jajangmyeon‘, un plato de fideos coreanos blancos con salsa de frijoles negra. Así celebran  su vida sin pareja.

Jajangmyeon // Fuente: Curious Cuisinière

 

Todas estas tradiciones son solo una parte de las cientos que hay. No obstante, la pregunta que casi siempre nos hacemos sin importar de qué se trate es ¿Por qué?. El 14 de febrero es un día para ensalzar el amor de todas sus formas posibles habidas y por haber, pero ¿ cuál es su verdadero origen?

Origen de San Valentín

Respecto al nacimiento de ésta festividad no existe unanimidad, pues hay quienes atribuyen el origen a las Lupercalia y quienes optan por compartir la teoría del Sacerdote Valentín.

Roma, 15 de febrero. Es el lugar y fecha que acontecían las fiestas llamadas lupercales o lupercalia. Se celebraban ante diem XV Kalendas Martias, lo que equivale al quince de febrero. Su nombre deriva de la palabra lupus (lobo), un animal que se le atribuía al dios Fauno. Éste adoptó el sobrenombre de Luperco, y de hircus (macho cabrío). Los fieles seguidores se reunían en una cueva y, siguiendo la tradición, el sacerdote sacrificaba una cabra, a lo que seguía que los niños salieran a la calle para azotar a las mujeres con pieles de animales. Éste acto arraigaba el incentivar la fertilidad de las mujeres.

Fiestas lupercales // Fuente: óleo sobre lienzo de Andrea Camassei. Museo del Prado 

La segunda teoría mantiene a Roma en el centro, ya que se le atribuye la celebración a una fiesta llamada Juno Februata, nombre de la diosa de la fertilidad y purificación. En este día era tradición que los varones jóvenes escogieran el nombre de la que sería su pareja por unos días. A través de una caja con los nombres de las jóvenes eran elegidas. Estas uniones sexuales en ocasiones pasaban de ser temporales a acabar en una boda.

Juno Februa // Fuente: Universidad Isabel I

La historia del personaje Valentín se remonta a la Roma del siglo III, momento en el que el cristianismo comenzaba a extenderse. En aquella época gobernaba el emperador Claudio II el Gótico promulgando una ley por la cual prohibía casarse a los jóvenes con el fin de que éstos pudieran alistarse en el ejército. Un sacerdote llamado Valentín resultó no estar de acuerdo con dicha ley, por lo que decidió desafiar al emperador empezando a celebrar matrimonios en secrero entre amantes. El 14 de febrero del año 269, el sacerdote fue lapidado y decapitado.

Sacerdote San Valentín

La leyenda cuenta que Valentín, enamorado de Julia (hija del oficial que le había encerrado en una mazmorra previamente a su muerte), envió una nota de despedida a la muchacha firmada: “De tu Valentín”. En éste momento nace la expresión anglosajona: “From your Valentine”. La joven, agradecida, plantó un almendro en honor a su amado junto a su tumba. Así nace el simbolismo de este árbol para representar el amor y la amistad.

Almendro Real// Fuente: Naturalmente Badajoz

Pueden existir tantas tradiciones como momentos especiales se quieran grabar. Cada persona es un mundo pero como dijo Cervantes:

“El amor junta los cetros con los cayados, la grandeza con la bajeza, hace posible lo imposible, iguala diferentes estados y viene a ser poderoso como la muerte”.

¡FELIZ DÍA DEL AMOR!

Comparte la noticia

Comments are closed.