Opinión: El spoiler en forma de merchandising

0
41

Es evidente que las películas de superhéroes han supuesto un nuevo género en la industria cinematográfica, sus éxitos en taquilla así como su reciente incisión en varias galas de premios como los Globos de Oro o los Oscars son prueba de ello. Pero el verdadero negocio de estos productos de entretenimiento no reside en su recaudación en salas de cine, sino en todos los productos de merchandising que acompañan a cada entrega de superhéroes. La cabeza de serie en este nuevo género cinematográfico es, sin duda alguna, Marvel Studios, pionera en el concepto de “universo cinematográfico”. Con cada entrega Marvel Studios fue aumentando su seguidores y sus bolsillos, los productos de merchandising que acompañan a cada entrega han sido el motor de su industria y, a la vez, han constituido su talón de Aquiles. Es bien sabido lo meticulosa que es Marvel Studios para guardar en secreto cualquier tipo de spoiler sobre su próxima entrega, ya sea dando guiones falsos a actores y personal o filmando escenas para despistar las filtraciones, pero no contaron con que las empresas LEGO y FunkoPop fueran el fruto de sus filtraciones, pues a escasos meses del estreno de su próxima entrega Avengers: Endgame, posiblemente el título más esperado por los fans de los últimos diez años, han filtrado casi toda la trama de la película en las descripciones de sus productos referentes a dicha entrega. Más grave es el caso de LEGO quién ofrece imágenes de sus productos en situaciones que representan escenas de la película, con personajes y acciones que no se debería esperar antes de ver la entrega. Por ello, todo el trabajo de Marvel Studios por guardar el secreto se ve traicionado en su propia casa.