El despliegue policial por la ‘botellona’ en la Alfalfa deja «desprotegida» al resto de la ciudad

0
117

Algunos vecinos del conocido barrio ubicado en el casco histórico de la capital hispalense han comunicado a este periódico que "ya es insoportable". Protestan por el hecho de que lo que hace unos años se resumía a los fines de semana, ahora ocurre y de la misma forma de lunes a domingo sin descanso. 

Se refieren al hecho de que los jóvenes beban alcohol en plena calle, algo que está "prohibido por ley", y que se reúnan grandes grupos de personas y no "les permitan" dormir absolutamente nada en toda la noche a causa de voces demasiado elevadas. Además también se quejan del hecho de que algunas calles como Siete Revueltas se han convertido en el "baño público" de estas noches de botellonas y que el mal olor es inaguantable.

Las comunidades de vecinos han querido tomar cartas en el asunto y se han reunido con Juan Ignacio Zoido, que ha calificado de "intolerable" todo esto que lleva ocurriendo en la Alfalfa desde hace años. Así, se activaron una serie de operativos para esta zona tuviera un mayor control pero el problema se agravó.

Al fin de semana siguiente de que todo esto ocurriera, la mitad de los policías disponibles para controlar el botellón de toda la ciudad, fue destinado a la Alfalfa quedando únicamente ocho para el resto de Sevilla. Así, la ciudad quedó "desprotegida" y se incrementaron los grupos de botellona en el resto de los lugares frecuentados para este fin.

El Sindicato Profesional de Policías Municipales de España ha declarado que no se sienten sorprendidos de que esto haya ocurrido, pues ya avisaron de la escasez de efectivos de la Policía Local.