Blanca Manchón es madre pero sigue en la élite del deporte

Tras quedarse embarazada se quedó sola lo que ha provocado que solo brille ella
La windsurfista, Blanca Manchón, representará a España en los JJOO de Tokio 2020. FOTO: Martínez Studios, Avance Deportivo

Desde siempre el deporte ha mostrado todas las desigualdades que hay entre las dos categorías sexuales: Hombre y Mujer. Esta es una realidad que aún sigue vigente pero lo más triste es que esta realidad está «normalizada».

El caso de Blanca Manchón, windsurfista, es un claro ejemplo de estas diferencias en el deporte, donde éste sigue perteneciendo al hombre. La sevillana de 32 años, en el año 2004 fue diploma olímpico y ha sido campeona del mundo seis veces, campeona de Europa una vez y en 2010 fue nombrada la Mejor Regatista. Pero se acabó. Esto no tiene ni un mérito si te quedas embarazada.

En 2017, Blanca dio a luz a su hijo Noah, y eso provocó la huida de sus patrocinadores, unos patrocinadores que habían estado junto a ella durante seis años. Pero como dice la canción de SFDK: «mujer sinónimo de fortaleza y de inmortalidad», y Blanca se tomó esta fuga de patrocinadores como un reto personal.

Blanca Manchón, tras siete meses después de ser madre, volvió a hacer windsurf y lo cogió con más ganas, tantas ganas que no sólo volvió a competir sino que se ha clasificado para representar a España en el windsurf de Tokio 2020.

Blanca se ha convertido en la imagen y ejemplo de que la mujer y el deporte también pueden estar unidos. En el deporte, muchas veces,  la mujer tiene que ir por un camino donde  no solo hay piedras sino que también hay gente que te las lanza a la espalda y provoca que no solo duela el golpe sino también el peso que esa piedra conlleva.

Las mujeres también saben darle a un balón, saben correr, saben surfear, saben nadar… saben hacer deporte. Detrás de cada mujer no hay un hombre sino mucho esfuerzo y dedicación en un mundo donde ser madre te cierra las puertas. Un mundo donde una mujer deportista no tiene la misma oportunidad que un hombre deportista. Vamos a abrir la mente y las puertas hacia la igualdad.