Antonio del Castillo, 13 años después de la muerte de Marta: “Haría lo imposible por encontrar a mi hija”

El padre de Marta del Castillo aclara las últimas informaciones que salieron a la luz pública el pasado mes de diciembre sobre el piso de León XIII
0
584

Antonio del Castillo sigue teniendo presente a su hija cada día de su vida, luchando contra viento y marea contra los elementos y la justicia. Hace unos meses rompía su silencio en EUSA NEWS tras el estreno del documental ‘Dónde está Marta’ en Netflix y mostraba el desgarro que le produjo la desaparición de su hija: “La sociedad y yo tenemos esa herida abierta.El caso está abierto porque no se ha encontrado el cuerpo de mi hija. El juez no quiere saber nada si no es con la aparición del cuerpo. Y yo hasta que no la encuentre…no lo puedo cerrar. Ojalá un día me llames porque la hayamos encontrado”. Esa llamada se ha producido por un tema muy distinto y es el enésimo intento de Antonio por encontrar a su hija. Un intento que salía a la luz pública el pasado 19 de diciembre: “Ya sabéis que haría lo imposible por encontrar a Marta y en ello vamos a estar siempre mientras podamos”, confesaba Antonio del Castillo con tono serio y más contundente que nunca a EUSA NEWS, en el mes en el que se cumple 13 años del trágico desenlace de Marta. 

Fachada del piso de León XIII que pertenecía a Miguel Carcaño. Raúl Doblado

Ese intento que salía a la luz y provocaba numerosas críticas fue la compra por parte de la familia Castillo-Villanueva del piso donde asesinaron a Marta del Castillo el 24 de enero de 2009. Concretamente se habla de ese bajo C del número 78 de la calle León XIII. Cuando se produce la detención de Carcaño, un mes después del asesinato de Marta, y tras el impago de la hipoteca que recaía sobre el inmueble, el piso es embargado y su titularidad pasa a recaer al Banco de Bilbao, que se deshizo muy pronto del piso poniéndolo en manos de una inmobiliaria. Antonio del Castillo y Eva Casanueva adquirieron el inmueble poco antes del verano del 2021 y posteriormente, a principios de julio, el padre de Marta envió a la prisión de Herrera de la Mancha una carta mediante Inmaculada Torres, su abogada, en la que ofrecía a Miguel Carcaño darle como regalo el inmueble si ayudaba a encontrar el cuerpo de Marta. En esa misma carta aparecía una fecha límite para la contestación de la misma una fecha que expiró en agosto. 

El padre de Marta, más apesadumbrado que nunca y viendo cómo las opciones se les agotan cada vez más, comprueba en el 13 aniversario de la muerte de su hija cómo siguen sin darle sepultura. En declaraciones con EUSA NEWS, Antonio se muestra cauto con las últimas informaciones y, sobre todo, expectante con el juicio fechado para el próximo mes de mayo. De forma rotunda y, tras aclarar cuáles son sus sentimientos, dice que no quiere realizar ningún comentario sobre la compra del inmueble. Aunque este periódico ha podido conocer la intención de la familia de deshacerse de la vivienda que adquirieron para un fin que no pudieron lograr. Ni Carcaño reaccionó al ofrecimiento, ni hay visos de que vaya a reaccionar.