Un Novak Djokovic imperial reina en Shanghai

0
291

Shanghai ya tiene nuevo rey del tenis. En 2017 fue Roger Federer quien levantó el trofeo del penúltimo Masters 1000 de la temporada en una gran final ante Rafa Nadal y en 2018 le ha pasado el testigo al serbio, Novak Djokovic. Ha sido el dominador indiscutible del torneo y en la final ha vencido a un combativo, Borna Coric, que disputaba su primera gran final y ha sido un muy digno finalista. Pese al gran nivel del croata, Nole se llevó el encuentro por 6-3 6-4 y sumó su título número 32 de Masters 1000. Ya suma 27 victorias consecutivas y 4 títulos (Wimbledon, US Open, Cincinnati y Shanghai).

Djokovic está intratable y volviendo a recordar a sus grandes momentos cuando era el dominador total del circuito. Ha vuelto a recuperar la frescura de piernas, la fortaleza mental y la consistencia en su juego. Su sólido juego de pasar siempre una bola más ha sido un dolor de cabeza para todos sus rivales en Shanghai. Su nivel ha sido muy alto, pero Borna Coric no se lo ha puesto nada fácil. El primer set se decidió por detalles (6-3) y al comienzo del segundo todo parecía que se acababa con un break de Djokovic, pero el croata, fiel a su estilo, nunca tiró la toalla. En el 3-2 del segundo se animó y puso en muchos problemas a Nole, pero el saque salvió al serbio para mantener las distancias. Su servicio ha sido una de las claves para llevarse el torneo ya que antes de la final solo había cedido 3 bolas de break (ante Chardy, Cecchinato, Anderson y Zverev), y había salvado las 3.

El sexto juego del partido fue clave ya que Borna pudo devolverle el break, pero no pudo. Pese a ello, no se vino abajo, siguió luchando y dando argumentos de su gran momento para haberse metido en su primera final de M1000 con apenas 21 años. El final del partido fue de vértigo. Nole tuvo 3 bolas de partido en el 5-3, pero el croata sacó su coraje para levantarlo y lo tuvo que cerrar en el siguiente juego al saque para poner el 6-4 final. Coric estrenará el lunes posición, el número 13 del mundo y el serbio volverá al número 2, en detrimento del suizo, Roger Federer, tras conseguir su cuarto título de Shanghai (2012, 2013, 2015 y 2018).

Ahora la gran pregunta es ¿quién puede parar a este Novak Djokovic? El pupilo de Marian Vajda va directo al número 1, ya está a 215 puntos de Rafa Nadal, y quiere terminar su gran año como el rey del tenis mundial. Las lesiones le lastraron durante el comienzo de 2018 y su juego no estaba siendo el deseado, pero Roland Garros fue su gran punto de inflexión. La dura derrota que sufrió ante Cecchinato le hicieron plantearse si seguir jugando este año, pero a partir de Wimbledon ha cosechado 27 victorias y solo 1 derrota. En la hierba londinense volvió a recuperar su tenis imperial y tras ello llegaron los títulos de Cincinnati, US Open y Shanghai. El único tropiezo llegó en Toronto, ante Tsitsipas, pero lo más importante para Nole es que ha recuperado esa hambre de victoria y quiere seguir escribiendo su gran historia en la élite del tenis mundial. Ahora llega el tramo final del año, con París y Londres como grandes objetivos para Novak Djokovic.