Jorge Luteca se encuentra en el proceso de creación de su segundo trabajo

0
370

LAURA LÓPEZ/JOSÉ ÁNGEL CALZADO

L&J: Sabemos que eres cantante, compositor, coreógrafo, bailarín y productor musical, ¿te has dejado algo por hacer?

A mi me encantaría interpretar, de hecho lo voy hacer, hay un proyecto muy concreto, pero todavía no puedo compartir nada, lo haré.

L&J: Para esa gente que no te conoce ¿quién es Jorge?

Esa gente que no me conoce me conocerá a través de mi música seguramente. Soy muchas cosas, pero ante todo soy como todos, un ser amoroso que vibro en la energía, en la frecuencia del amor que canaliza a través de la música o a través de la danza, en definitiva en cualquiera de las danzas, pero es en las artes donde yo más vibro y puedo desarrollar y manifestar mi amor.

L&J: ¿Cómo fueron tus comienzos?

Lo más significativo y lo que me dio la oportunidad de aprender mucho de golpe pero a nivel profesional, fue la gira de “Un Paso Adelante”, fue a principios de 2003, mediante un casting privado y tuve la oportunidad de comenzar a trabajar como bailarín.

En cierto modo de familia me viene el escuchar una música de un determinado género y de calidad, me refiero a una música rica musicalmente , desde Tina Turner, Sade, también vinilos de Bob Marley, todos estos vinilos eran de mi padre, de mi madre, ellos oían mucha música, más que tener de cerca a una persona que fuera cantante o que se dedicara al mundo del espectáculo, en mi casa se escuchaba buena música del género más internacional, entonces eso fue lo que me introdujo. Fue un vinilo de Michael Jakson que era el “Thriller” en aquella época y a través de ello yo me hice con un vídeo y me comenzó a fascinar la forma en la que él exponía su arte en escena.

L&J: Cuéntanos de tu álbum ''Envidia''

Físicamente, es decir, en el formato en el que viene, es un Cd con 13 canciones, además de un dvd, lo edité con mucho cariño, con la intención de que me pudiera conocer un poco mejor la gente que fuera a adquirir mi álbum y también se puso una entrada con un diseño exclusivo para que pudieran ir a algún concierto. Es un álbum que define la etapa en la que yo decido manifestar mi amor a través de la música, en la que empiezo a depurar mi forma de expresión hacia la música y un poco también todo lo que me rodeaba a nivel emocional en aquel entonces hasta un determinado día que es cuando termino de crear el disco que hoy se conoce como “Envidia”. De género no prefiero hablar porque es algo que limita a la hora de crear.

L&J: De los 13 temas que compone tu disco ¿cuál consideras que es el más especial o el más importante?

Para mí todos son muy importantes, pero cuando estoy escuchando el álbum, siempre digo que la canción más especial es “Saudades”, la única instrumental del disco. Una con la que conecta la gente muy rápidamente es “Decisión”, es muy especial también, yo lo que realmente quiero es conectar con la gente . Algún día si que me lo imagine, era más fácil imaginar cuando estaba el disco ya casi terminado, se puede decir que tardó en llegar porque hasta los 19 o 20 años, realmente no conseguí visualizarme como cantante con un álbum propio, fue una cosa que me arrastró. De manera intuitiva empecé a manifestarme a través de la música, primero componiendo melodías haciendo arreglos, de forma autodidacta, alcancé mi forma de escritura y un poco pues lo que hoy se conoce como mi forma de hacer la música. Más o menos unos 6 años atrás de que saliera el disco estaba ya visualizándolo.

L&J: ¿Qué instrumentos tocas?

Para ayudarme a componer uso la guitarra, piano y voz, básicamente eso, después me gusta mucho la percusión, pero que yo pueda llegar a ejecutar ahora y me pueda servir de ello, la guitarra, piano y voz.

L&J: ¿Cuál sería el escenario de tus sueños?

Al aire libre, de día, con naturaleza alrededor, un escenario a través en el cual yo pudiera expresarme y en el que pudiera comunicar a gran cantidad de personas.

L&J: ¿Cómo es un día normal en la vida de Jorge? 

No siempre es igual, hace tiempo podía decir que mi día normal hubiera sido un día por el que me rijo por una serie de rutinas, entrenar, cogiendo la guitarra, el piano, componiendo, dedicando tiempo a crear y seguramente así lo hubiera dicho, pero mi modo de operandi cambió y un día mío ahora se vería arrastrado por lo que a mi me fuera surgiendo. Paso gran parte del tiempo en el estudio , también me gusta mucho ir al cine, estar cerca de mi familia , nunca estoy solo en ese sentido. Mi día es música, danza y amor.

L&J: Dicen que todos tenemos nuestras propias metas ¿cuáles son las tuyas?

Seguramente evolucionar y siempre intentar vibrar en la frecuencia del amor y manifestarlo, a día de hoy visualizando ese amor a través del arte.